Escolares aprenden con kit que no requieren conexión a internet.

Considerando que el año pasado quedó en evidencia la falta de infraestructura que asegure una buena conectividad de internet para las clases a distancia, especialmente en los sectores rurales del país, se creó una solución que adoptó la Escuela Juan Victorino Tangol de Tenaún, comuna de Dalcahue.

«Entre la precariedad de las antenas de señal de internet en el sector y la falta de equipos tecnológicos por parte de los alumnos y sus familias, se nos dio un contexto bastante complicado para poder darle continuidad al año escolar», dijo el director Pedro Chacano, quien logró encontrarse con el kit rural de Efecto Educativo, la que se define como «institución desarrolladora de propuestas educativas basadas en tecnología y material didáctico de alto valor pedagógico y de simple uso tanto para el docente como para los alumnos», trabajando en países como Chile, México, Perú, Puerto Rico y Panamá.

Este kit consiste en una tablet precargada de material educativo que permite ejercer un trabajo autónomo de forma experiencial y reflexivo en distintas áreas, tales como matemáticas, lenguaje, aprendizaje basado en proyectos y tecnología.

Ejecutivo

Junto con destacar que en el 2020 se entregaron 36 de estos sets, Sebastián Miranda, gerente general de Efecto Educativo, mencionó que «la mayor ventaja de esta solución es que permite dar continuidad al proceso de enseñanza y aprendizaje para aquellos estudiantes con problemas de conectividad, dando solución a todos aquellos alumnos que se encuentran en lugares en donde el acceso al internet es bajo o nulo».

Chacano sumó que «luego de una etapa de capacitación entre profesores, alumnos y apoderados, su implementación tuvo muy buenos resultados», acotando que con esta tecnología «logramos dar continuidad al aprendizaje de los niños y también logramos involucrar a la familia en este proceso».